Home / Artículos / Artículo- Vampiros, la evolución del Mito (2020)

Artículo- Vampiros, la evolución del Mito (2020)

“Exposición demasiado Mainstream, que se olvida de no pocos clásicos. Aún así, es de visita obligada”

Vaya por delante que me encanta la idea de esta exposición, y vaya por delante que la recomiendo, encarecidamente, a cualquier amante del cine de terror, de vampiros y al público, en general, que quiera saber algo más de estos fantásticos seres. Dicho lo cual, tranquilos que ahora no vienen una sarta de críticas negativas y destructivas, es una exposición demasiado, pero mucho, mainstream. Y dejan muy de lado, en momentos demasiado, muchos temas del mito vampírico. Ya sea literario, histórico, cinematográfico o de otras artes escénicas, algunas prácticamente no so tocan, por cierto.

Esta Exposición viene de estar expuesta en Francia, donde fue creada. Así no es de extrañar la cantidad de imágenes, y carteles, provenientes del país vecino. Algo magnífico, pero eché en falta más carteles internacionales. No hay ni un solo póster cinematográfico de Asia, por ejemplo. Porque lo que me pasó es que eché en falta más cosas de las que me pude encontrar. Todo muy para el gran público, enfatizando en los productos más comerciales.

Y, me repito, es una exposición del todo recomendable, no me malinterpretéis. Y aunque se haga corta, esto es en positivo, si me faltó mucha, muchísima, información. Y, en contrapunto, me sobraron artículos o información de “Dracula de Coppola”, de la cual hay innumerables objetos, o de “Entrevista con el vampiro” y “Nosferatu” de Herzog. Siendo este último algo muy destacable, y que me hizo sorprenderme. Ya que esta cinta no es mainstream, como es el caso de las otras dos citadas. Pero tiene un amplio lugar en la exposición.

No puedo obviar que hay objetos que harán las delicias de todos los aficionados. Litografías, libros, primeras ediciones etc. Todo bien cuidado y presentado, que nos va llevando por el universo vampírico. Pero, otro pero, sin orden ni concierto. Es decir, no hay una cronología remarcada. Vamos dando palos de ciego. Ojo, quizá esto esté paliado en las visitas guiadas, que todo tendrá un sentido. Estoy seguro. Lo mismo con los, numerosos, vídeos proyectados a lo largo de la exposición. Los cuales nos muestran cine vampírico, en su gran mayoría. Obviando el anime, por ejemplo.

Así hay una sala destinada a la citada “Nosferatu” de Herzog, con materiales e imágenes del rodaje que harán las delicias del respetable. Otra sobre BelaLugosi, donde no entenderé porqué vemos la cinta “White zombie”, ya que no es de vampiros. Que comparte espacio con Theda Bara, de la cual hasta veremos algún retrato como su “Cleopatra”, cosa que me sorprendió en una exposición de vampiros. Ambos actores son icónicos, cierto, y dan de sobra para hablar del tema sin tratar sus otras obras. Digo yo.

Y aquí hago un inciso. Porque me faltó, si de nuevo, más información sobre actores que han interpretado a vampiros, y no tan solo al mítico Conde Drácula, que hay muchos mas vampiros icónicos. Lo siento, soy un apasionado de John Carradine y me parece un sacrilegio ni mencionarle. Pero esto pasa con otros tantos actores. Siendo esto uno de los grandes problemas de la exposición. Lo lastrada que está por lo mainstream y el poco lugar que deja para lo menos conocido.

Y me diréis.  Pero si hay un cartel de, la excepcional, “Sangre para Drácula” de Morrisey, o que nombran la blackexplotation “Ganja & Hess”, o que hay una proyección destinada a la israelí “Una chica vuelve a casa sola de noche” (2014). Y os diré. Cierto, y son  magníficas estas incursiones. Pero al mismo tiempo os diré. ¿Se habla de blackxplotation y vampiros y se obvia la saga “Blacula”? Lo siento pero es imperdonable. ¿Y queremos tratar de cine extraño de vampiros y se dejan decenas, por no decir cientos, de títulos sin nombrar? Ya sean de España, Europa en general, Asia o Sudamérica. Pero esto lo puedo entender, que conste en acta. Es una exposición generalista. Aunque esto me sorprendió treméndamente.

Porque si bien tenemos diversos vídeos donde se muestran escenas de películas y actores me llamó poderosamente la atención un matiz. A saber. En el vídeo destinado a “sorprendernos” debido a  lo gore y gráfico de las imágenes se meten dos cortes de “Dracula de Coppola”. ¡Vamos hombre! Mientras que faltan cientos de imágenes gore de culto, y no, no me voy a poner a enumerarlas aquí. Solo faltaría. Porque, insisto, esta exposición adolece de ser demasiado mainstream. Lo cual no es del todo negativo, sino que es demasiado parcial y sesgado. El universo vampírico es infinitamente más. Y claro, se nombra bastante a la Hammer, que solo faltaría. Pero también me pareció escueto, fíjate.

Al igual que cuando nos encontramos con lo referente al dibujo. Donde se pasa muy de puntillas. Algo que me sorprendió. Por ejemplo, no hay ni una sola referencia al Drácula de la Marvel o a Blade, curioso al menos. Y es que en lo relativo al anime, manga, o ilustraciones hay mucho que falta. Se toca excesivamente de puntillas, y eché en falta muchísima información. Eso sí, lo, poco, que se nos muestra es de quilates. Mejor verlo. Pero, insisto, me supo a poco. Muy poco.

Y es que, otro ejemplo, solo hay un cartel de una película de animación de vampiros. “Vampire Hunter D”. Y sigo preguntándome el porqué. Hay decenas de largometrajes o series de animación o dibujos animados. Además que el vampiro es un icono de la cultura Pop, y este matiz casi ni se toca tampoco.

Ah, no puedo obviar que no hay menciones a Vlad Tepes. ¿Esto no le sorprendió a nadie? Y es que si bien estamos ante una interesante exposición sobre vampiros son demasiadas las cosas que se dejan en el tintero. Y me encanta, totalmente, encontrar rarezas, que las hay en formato de litografías o libros. Pero no puedo obviar todas las carencias que hay, que no son pocas. Quizá es que nunca llueve a gustos de todos.

Otro ejemplo de lo mainstream de esta exposición. Cuando se trata al vampiro Barnabas Collins se hace a través de la película de Tim Burton y una imagen de Johnny Depp. Cuando el actor que siempre interpretó a este personaje fue Jonathan Frid. ¿A nadie le sorprende? A mi poderosamente, que queréis que os diga.

Y tampoco quiero dejar de apuntar otra de las sorpresas de la exposición. Ya que si bien proviene de Francia eché mucho en falta más datos y referencias a Jean Rollin. El mayor exponente vampírico del país francés, con una cantidad de títulos enorme. Curioso al menos este detalle.

Por cierto, el libro conmemorativo de la exposición, que obviamente compré, es del todo recomendado. Ahí sí me parece justa la selección que se hace. Y aunque falten muchas cosas, la filmografía deja que desear, por ejemplo, es un libro que hará las delicias de cualquier aficionado a los vampiros. Ya lo devoré, no pude evitarlo…jajaja

Por lo que tenemos una exposición muy recomendada pero que es demasiado mainstream. Que deja bastante de lado el vampirismo en Asia, África o Sudamérica, por ejemplo. O le falta entrar más de lleno en muchos de los matices que tiene este fabuloso ser, en casi todas sus facetas. Podría enumerar tanto de lo que me faltó que podría hacerse otra exposición. Pero entiendo, por ejemplo, que el vestuario sea de cine conocido, y que se enfaticen elementos, cine y personajes conocidos por todo el público, pero, lamentablemente, mucho se quedó por mostrar. Quizá demasiado.

Busque También

Crítica- Brotherhood of blood (2007)

De la mano de directores y productores alemanes Michael Roesch y Peter Scheerer, responsables también de "Alone in the dark 2", aparece esta “Brotherhood of blood”,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *